Páginas vistas en total

jueves, 12 de abril de 2012

Desvelo.



 
Derramo mis ansias entre la suave seda y tu piel,

En los rincones que mis dedos sutilmente escapan,

Donde mis anhelos develan tus prendas pegadas,

Como enmascarando tu bello cuerpo en carnaval.


Deslizo mi mirada en el contorno de tu cuerpo,

Mis delirios de ti sucumben como tormenta,

Y llena tu piel de humedad de cama abnegada,

Dejando mis besos secuestrados en tus labios.


Deslizo mis manos sintiendo tu humedad,

Y mis manos se transforman en pétalos,

Y así poder absorber tus fragancias de flor.,

Llevándome a mi mundo bohemio tus deseos.


Déjame amor mio llenarme de tus recuerdos,

De noches perennes en la penumbra de mis caricias,

De los besos robados en cada rincón de la alcoba,

Que resguarda nuestros encuentros de amantes.


De esos que el tiempo secuestra en su eternidad,

En su entrega de cuentas derramadas entre los brazos,

De esas ansias encalladas en la entrega de sentidos,

En el cóncavo y convexo de nuestro idilio y realidad.


Somos amantes, resguardados por las olas del tiempo,

Por la brisa que se desliza como caricia divina en la piel,

Alimentando cada día y cada noche de pasiones secretas,

De esos momentos en que las palabras sobran y no el tiempo.


Somos dos almas que se entregan en cada beso,

En cada una de las miradas que se clavan en la piel,

En las risas de dos cómplices de sus fechorías nocturnas,

En la perversión de sus cuerpos entregados al amor.


En ese momento sublime donde las góndolas duermen,

En ese remanso de agua que mece los sueños,

En ese momento en que las manos se entrelazan,

En ese momento de dicha de poseer lo intimo.


Déjame llenar tus espacios dejados en tu lecho,

Déjame ser el que llene de suspiros tus pasiones,

De poder robarme tus ansias y desvelos

De ser el gitano que baile tus noches de luna llena.


Seré el amante, el prisionero de tus recuerdos,

El que amotine tus noches de pasiones enclaustradas,

En estas cuatro paredes que sudan sus estertores,

Y llenan mis oídos con tu melodía de sirena.


Seré tuyo, en los sueños, en los pensamientos,

En cada una de las palabras de un verso,

En cada caricia que se tatué en tu cuerpo,

Seré, el que te robe los sueños en las madrugadas.



José Flores.

4/12/12.

1 comentario:

  1. Aquí estoy leyendo tu bonitos poemas, los leo por allí y me recreo en ellos aquí.
    Es muy bello éste poema y espero que puedas ser todo esto que pides

    jueves 12 de abril de 2012
    Desvelo.




    Derramo mis ansias entre la suave seda y tu piel,

    En los rincones que mis dedos sutilmente escapan,

    Donde mis anhelos develan tus prendas pegadas,

    Como enmascarando tu bello cuerpo en carnaval.


    Deslizo mi mirada en el contorno de tu cuerpo,

    Mis delirios de ti sucumben como tormenta,

    Y llena tu piel de humedad de cama abnegada,

    Dejando mis besos secuestrados en tus labios.


    Deslizo mis manos sintiendo tu humedad,

    Y mis manos se transforman en pétalos,

    Y así poder absorber tus fragancias de flor.,

    Llevándome a mi mundo bohemio tus deseos.


    Déjame amor mio llenarme de tus recuerdos,

    De noches perennes en la penumbra de mis caricias,

    De los besos robados en cada rincón de la alcoba,

    Que resguarda nuestros encuentros de amantes.


    De esos que el tiempo secuestra en su eternidad,

    En su entrega de cuentas derramadas entre los brazos,

    De esas ansias encalladas en la entrega de sentidos,

    En el cóncavo y convexo de nuestro idilio y realidad.


    Somos amantes, resguardados por las olas del tiempo,

    Por la brisa que se desliza como caricia divina en la piel,

    Alimentando cada día y cada noche de pasiones secretas,

    De esos momentos en que las palabras sobran y no el tiempo.


    Somos dos almas que se entregan en cada beso,

    En cada una de las miradas que se clavan en la piel,

    En las risas de dos cómplices de sus fechorías nocturnas,

    En la perversión de sus cuerpos entregados al amor.


    En ese momento sublime donde las góndolas duermen,

    En ese remanso de agua que mece los sueños,

    En ese momento en que las manos se entrelazan,

    En ese momento de dicha de poseer lo intimo.


    Déjame llenar tus espacios dejados en tu lecho,

    Déjame ser el que llene de suspiros tus pasiones,

    De poder robarme tus ansias y desvelos

    De ser el gitano que baile tus noches de luna llena.


    Seré el amante, el prisionero de tus recuerdos,

    El que amotine tus noches de pasiones enclaustradas,

    En estas cuatro paredes que sudan sus estertores,

    Y llenan mis oídos con tu melodía de sirena.


    Seré tuyo, en los sueños, en los pensamientos,

    En cada una de las palabras de un verso,

    En cada caricia que se tatué en tu cuerpo,

    Seré, el que te robe los sueños en las madrugadas.
    Y mucho mas...
    Saludos

    ResponderEliminar