Páginas vistas en total

sábado, 31 de diciembre de 2011

Un Año Más.

Tic tac, tic tac, tic tac…
El tiempo transcurre, es su peregrinar en el espacio,
Un ciclo cierra, en mi caso con grandes sorpresas,
Otro inicia con nuevas esperanzas.

El tiempo de este año agoniza,
Su cuenta regresiva a dado marcha,
Remembranzas de lo que fue,
Y esperanzas de lo que vendrá.

Mis letras en algún momento, desprendidas
De este corazón gitano, llenando
El arcón de recuerdos, hacen gala
A su amada musa, ensortijándola de versos.

Sirena, luna, musa, adjetivos calificativos,
Describiendo al amor que llena mi vida,
Que llena mis líneas en el limbo del papiro,
Ensalzando mí camino poético.

Este pensamiento de poeta,
Que deja tatuadas sus memorias,
En cada beso que deposita en tu piel blanca,
Acariciando tú cabello incendiado.

Un ano más transcurre,
Otro llega dejando sus escarchas de nieve,
En esta testa que desgarra sus versos,
Escritos con tinta indeleble.

Dejando sus palabras en la suave brisa,
Que acariciara tus dunas,
Que elevara su grito de angustia,
Al no encontrarte por las noches.

Un ano termina y secuestro tus besos,
Los mismos que atesoro como pirata enamorado,
Llevando mi arcón conmigo, para tomar uno a uno,
En las noches de tibia brisa, donde tú esencia cautiva.

Un año inicia, con los deseos de poder
Amarte más que el anterior,
Con la esperanza de recorrer mi mano
Entre las sabanas satinadas y estés allí.

Donde podre escribir mi poesía,
Con la tinta de mi sangre,
Usando como papiro la suavidad de tu piel
Y como pluma mis labios.

Así despido este año..
Con al amor que por mi musa profeso,
Con la luz que mi Padre me da
Y con la esperanza de seguir escribiendo.


José Flores.
12/31/11.
A ti mi amada musa...

jueves, 29 de diciembre de 2011

Necesidad.

Mi necesidad de ti,

se convierte en un mito,

donde las hadas,

dejan tu camino iluminado,



Cubriendo de tersa arena,

el lecho de tus amores,

deseando llenar esa necesidad,

de escribir tus letras,

de leerte entre cada una;



Encontrar tu mirada,

de llegar en la alborada

y cubrir tu pensamiento,

donde tu figura, está ausente.



Necesidad de sentir tu calor,

de bella amazona,

llegando de la guerra

donde los versos colapsan;



Ante tu belleza,

miro tu cuerpo radiante,

miro tus pliegues

y mi necesidad se aprisiona,



Se esclaviza de tus sueños,

y deseos de cama,

necesidad de ti

de tus versos, de tus besos,



Necesidad de tenerte,

en la oscuridad

de mis noches de bohemia.

necesidad de ti.


José Flores.

Paseo Entre Tu Cuerpo.

 
Deambula mi mirada a través de tu espalda,

Mis ojos se empapan de tu humedad secreta,

Donde mis labios dejaran su huella,

Al final de la noche que segrega sus deseos.



Llego entre las nieves de tus cúspides,

Que erectas se encuentran al roce,

De mis labios incandescentes,

Sedientos de tus besos.



Devoro tus anhelos de musa en sotavento,

Dejando tus aromas a merced de mi olfato,

Que como gitano recogen su rastro,

Entre la hierba del campo santo.



Donde yacen mis pasados enterrados,

Ya abriendo mis sueños de mundos nuevos,

Donde tus ojos me esperan en la alborada,

De este amanecer de sirenas.



Te tomo de tu talle, amada mía,

Te elevo en mis brazos,

Llevándote a mi territorio,

Donde mis lamentos acaban en tus labios.



Te llevo a mi mundo de letras,

De este pensamiento discordante,

A este mundo de cólera

Y manifiestos incoherentes.



Te deposito en la hierba,

Llenando con tu fragancia los muros,

De esta habitación en claro oscuro,

Donde  miro tu silueta de sirena.



Arropo tus cantos,

En la ensoñación de mis poemas,

En la realidad de mis manos,

En la profundidad de tus suspiros.



José Flores.

12/29/11.

Con amor a ti mi bella musa.


miércoles, 28 de diciembre de 2011

Despertares.


Abro mis ojos a este nuevo amanecer

donde tu sonrisa ilumina mi día

los pajarillos cantan en la ventana

dando los buenos días al sol



mis letras brincan alegres

elevando su suspiro al horizonte

como palomas dirigiendo

su saludo a su bella amada



tus ojos iluminando el camino

que llega a tu corazón

donde ofrendo mis palabras

a ti bella diosa del mar



mi cuerpo se encuentra

esperando el aliento

de tu boca entreabierta

esperando mis besos



despierto entre estas sabanas frías

donde mi soledad estalla

sus pensamientos

viajando a un mundo lejano



mis besos viajan en el firmamento

llegando como caricia en el viento

dejándose llevar a través de tu piel

que la hago mía en su caricia



tu piel erizada con mi secretos

de viajero incansable

que llega a tu alcoba

a descansar sus anhelos



mis caricias suben como yedra

a lo largo de tu cuerpo

entregándote este corazón

que se mimetiza en tu piel



este corazón que se fragmenta

y vierte en cada beso

su amor que crece

como la marea en luna llena



José Flores.


Adicción.

Mis labios desesperados

en esta trementina

que grita tu nombre

al viento del sur



mis instintos se desprenden

de estas carnes dormidas

viajando en el universo

llegando en tus sueños



y como antorchas se prenden

alumbrando tu cuerpo de nieve

entre la bruma de la noche

de luna azul que irradia tu belleza



esta adicción por ti

por tus bellos labios

carnosos color carmesí

llenos de amor



Adicto a esta vida

que se llena de tu mirada

traviesa y coqueta

llena de vida



esta adicción

llena de tus caricias

de esas manos

como copos de nieve



erizando mi piel           

que arde de calor

iluminando

está noche de luna



esta adicción por ti

por llenar mis labios

con tu nombre

que hace eco

en las paredes húmedas



adicción a mirar tu cuerpo

descansando en la arena

de mis playas

llenas de deseos





adicción  tomarte entre mis brazos

llenarte de mis deseos

llevándote entre mis brazos

a un mundo lejano



adicción a tu mirada

de esos bellos ojos

color de ámbar

que ilumina mi esperanza



adicción a ti

a tus recuerdos

a tus sueños

a tu amor.



José Flores.

Suspiros.





Lleno mis noches con los suspiros de tu alma,

Dejando que mis ansias por ti lleguen entre la brisa,

Que llena tu recinto de diosa perdida,

En el umbral de la madrugada que abriga.



Escucho tu vos como susurro de abetos

Que cantan a su luna bramante,

Llenando los cielos de lágrimas

Que dejan el hastió de un cuerpo pleno.



Sacio mis ansias de aferrarme a tus caderas,

Que acaricio con mis labios vehementemente,

Saciando la sed de este gitano que trova,

En las noches sin luna encontrando tu luz.



Soy tu recuerdo anclado en mi almohada

Soy la caricia que se diluye en tu suave piel,

Soy la saliva que derrama su néctar,

A lo largo de tu espalda desnuda.



Déjame penetrar al filo de tu memoria,

Déjame borrar los sufrimientos antiguos,

Permite a este poeta clandestino,

Llenar sus letras con tus pensamientos.



Déjame filtrarme entre las persianas de tu alcoba,

Como trementina luz que taciturna descansa,

Entre los pliegues de tu piel crispada de añoranzas,

Dejando mi huella perenne en tu alma.



José Flores.

12/28/11.

A ti amor.

Dejame.


Déjame llevarte a mis recuerdos,

donde los sueños nos dan la pauta

donde podremos ser tu y yo..



déjame sentir tu fragancia

en la noche tibia y serena

déjame deslizar mis manos

sobre tu lienzo color canela....



déjame ser tu sueño

que llene tus sopores

en las noches húmedas,

déjame....



José Flores.

Amor de Luna.




Dejare llevar mi intelecto
a través de tus líneas,
siguiendo el rastro
como viejo lobo estepario,
buscando tu alma
a través de las letras.



Seguiré tu rastro

dejado a lo largo del universo,

siguiendo la estela

que tu aroma deja,

a través de mis recuerdos.



Llego entre las sombras de los recuerdos,

dando forma a tus sueños

de cama húmeda en invierno,

esperando la primavera

donde tus flores brillan.



Dame amor mío de tus labios

que seducen mis ensoñaciones

a través de tus piernas que escalan

como yedra mi cuerpo,

déjame tomarte de tus caderas,



tomarte entre tus sueños

arroparte con este amor

que desliza sus besos

en la penumbra de tus sueños

arrullando tus amores

de hermosa luna.



José Flores.

martes, 27 de diciembre de 2011

Princesa.

Princesa de belleza mística

con tus manos de nieve

transformas el invierno en primavera



Ven y transforma mi naturaleza

de corazón otoñal,

tomándolo entre tus dedos



Postrado en el lecho

de Abetos descamados,

busco en el cielo;



Tu rostro angelical,

suplicando con vehemencia,

tu soplo de amor.



José Flores.

Ilusión.

Cierro mis ojos para penetrar a tu mundo,

Deslizo mis ilusiones en el laberinto,

Donde tus caricias y amor son mis señales,

Que me guían en las noches perpetuas.



Tu aroma a ninfa, en el bosque pétreo,

Llena mis instintos de cazador nocturno,

Siguiendo tu huella dejada entre la humedad,

De las sabanas de lino blanco.



Tu silueta desafiando mis emociones,

Llegando entre las tres de la mañana,

Donde la hora marca su aventura,

Esa ilusión de poseer tan bella dama.



Deja que mis besos vuelen como aves marinas,

Deja que mis manos se aferren a tus sueños,

En ese mundo donde mis ilusiones,

Realizadas se encuentran con las tuyas.



Ilusiones devoradas entre los besos,

Versos encontrados en el limbo,

Donde el papel encuentra su tintero,

Dejando plasmada la aventura.



Déjame llenar los espacios dejados,

Permite a este mortal saciar su sed,

De tus labios carnosos,

Deja beber tu néctar de vida.



Para poder delirar en esta ilusión,

De encontrarme entre tus brazos,

Sintiendo tus senos rígidos,

Llenando mi falo erguido.



Déjame llenar tus espacios,

Donde mis lamentos de caricias,

Sacian sus lágrimas emocionales,

Donde mis labios se pueblan con tu saliva.


Dulce vino que mis sueños embriagan,

Dulce néctar que nutre mis esperanzas,

Bebiendo tus pasiones y esperanzas,

En esta ilusión de poseernos en las madrugadas.



José Flores.

12/27/11.